Inicio / Periodoncia /Reacción del periodonto ante las fuerzas

Web patrocinada por:

PUBLICIDAD

 

REACCIÓN DEL PERIODONTO ANTE EL TRATAMIENTO DE ORTODONCIA
Texto redactado por el equipo de Clínica Curull 02/11/07
  

Cuando se mueve un diente ortodóncicamente tras la aplicación de fuerzas controladas, desencadena una reacción inflamatoria que no sólo afecta al diente sino también a todo el aparato de inserción periodontal incluyendo tanto el hueso como los tejidos blandos (Fig.1).

En los pacientes periodontales, si existe infección, la aplicación de fuerzas no va a poder ser neutralizada del mismo modo que serían neutralizadas en un diente con un periodonto íntegro y sano, con lo que se producirá un importante desplazamiento dentario con aparición y agravamiento de lesiones periodontales.

 

REACCIÓN ANTES LAS FUERZAS

La clave para el correcto movimiento ortodóncico en pacientes periodontales es realizarlo en ausencia de placa bacteriana y de inflamación periodontal. Está demostrado que realizar movimientos cuando estos dos factores están presentes ocasiona pérdida de inserción con alteraciones mucogingivales.

Es importante señalar que en el caso de pacientes periodontales sanos con periodonto reducido, se recomienda el uso de fuerzas ligeras, y no sólo una mayor atención a la magnitud, sino al tipo de fuerza y a la duración de la misma.

 

Cuando se aplica la fuerza ortodóncica, los cambios que ocurren en el hueso son los siguientes: reabsorción en las zonas de presión y aposición en las zonas de tensión (Fig. 2). Cuando la presión es aplicada y se comprime el ligamento periodontal, aproximadamente durante los cinco primeros días se produce un pequeño movimiento del diente que coincide con la disminución del

aporte sanguíneo que sufre el ligamento periodontal en las zonas de presión. En este momento, si la fuerza es excesiva se produce el fenómeno de la hialinización, que es una necrosis estéril del ligamento periodontal. Cuando está presente no existe movimiento dentario, y esta situación se mantiene hasta que se reabsorba el hueso alveolar y se reestablezca un nuevo ligamento periodontal.

Las fuerzas aplicadas en pacientes con soporte reducido han de ser menores que las convencionales, ya que al disminuir el soporte, una misma fuerza producirá mayor presión sobre el ligamento periodontal, que a parte de retrasar el movimiento en un inicio, producirá después un movimiento excesivo sobre dichos dientes, existiendo también la posibilidad de crear una reabsorción radicular.
Artículos relacionados
La ortodoncia multidisciplinar (Dr. Janer)
 
 
Nuestras acreditaciones
Nosotros subscribimos los Principios del código HONcode.
Compruébelo aquí.
Aprobada por el proyecto Webs Médicas de Calidad.

Directorio de Ortodoncia

 
SOFTWARE NECESARIO PARA VISUALIZAR CORRECTAMENTE LA WEB
Enlaces destacados: BRM grup de Serveis / ortodonciacambrils.com